Una barra, seis efectos

Con una barra basta, no necesita más para ofrecer un entrenamiento variado a su caballo. Te presentamos seis ejercicios geniales para el trabajo desde el suelo y montado.
-
Una barra, seis efectos
Una barra, seis efectos

1) AVANZAR DE LADO PARA UNA MAYOR FLEXIBILIDAD

Haga que su caballo recorra la barra a lo largo

QUÉ APORTA: "Con este ejercicio comprobará y fomentará al mismo tiempo la flexibilidad de su caballo”" , explica el entrenador de equitación de trabajo, Andreas Huber (www.et-huber.de).

CÓMO SE HACE: Coloque una barra en el centro de la pista. Objetivo: recorrer la barra con cesión a la pierna de tal manera que siempre quede centrada bajo el estómago del caballo. El requisito previo para llevar a cabo este ejercicio es que su caballo ceda a la pierna de forma segura. Divida mentalmente la barra en tres partes: monte primero sobre el tercio exterior. Deténgase cuando las manos de su caballo la hayan cruzado. A continuación haga que el animal ceda a la pierna hacia fuera, en dirección al extremo de la barra más próximo.

Una vez conseguido, enfile hacia el tercio central de la barra y desde allí avance hacia fuera con cesión a la pierna (ver gráfico debajo). Así irá aumentando poco a poco la duración de la marcha lateral hasta que el caballo sea capaz de avanzar lateralmente de manera uniforme sobre toda la barra con cesión a la pierna.

¿LE HA SABIDO A POCO? La cesión a la pierna no supone ningún problema para usted ni para su caballo? Entonces pruebe a recorrer la barra en espalda adentro o en travers.

Una barra, seis efectos

Una barra, seis efectos
Publicidad

2) DETENERSE CON TOTAL EXACTITUD

Su caballo debe detenerse sobre la barra en el trabajo de suelo, de tal forma que sus manos queden delante de la barra y sus pies detrás.

QUÉ APORTA: "Su caballo mejorará el equilibrio, la seguridad en la pisada y la coordinación" , explica la Dra. Claudia Münch, profesional del trabajo de suelo (www.bodenarbeit.net). Levantar más los cascos del suelo beneficia a la musculatura del estómago y del dorso. Además, este ejercicio hace que los caballos distraídos se adapten a usted y a su velocidad al paso.

CÓMO SE HACE: Cruce primero la barra con su caballo. Camine junto a él, aproximadamente justo por detrás de su nuca. Mantenga tensa la cuerda guía sin tirar de ella. El animal debe adaptar su velocidad a usted. Si es demasiado lento, agite la cuerda en dirección al cuarto trasero. Para frenar a un animal presuroso desvíese describiendo un círculo. Si su caballo pasa con fluidez sobre la barra, añada la parada al ejercicio. Para ello dé un pequeño impulso con la cuerda y deténgase de manera ostensible. Sirve de ayuda dar una señal con la voz, por ejemplo, “¡alto!”. Primero practique el ejercicio un par de veces sin la barra. Si su caballo reacciona con prontitud, haga que se detenga sobre la barra.

¿LE HA SABIDO A POCO? Si su caballo se detiene como es debido puede ampliar el ejercicio: eleve la barra por un lado o por ambos lados o amplíela con más barras.

3) CRUZAR LA BARRA A BUEN RITMO

Su caballo debe pasar sobre la barra con un ritmo uniforme.

QUÉ APORTA: No es casual que el ritmo sea el primer punto de la escala de formación, es la base de la instrucción y al mismo tiempo el requisito imprescindible para que el caballo esté suelto y relajado. Este ejercicio mejora ambos aspectos, "aunque es necesario que exista ya una cierta soltura previa", recalca el instructor de doma Jörg Bös (www.joerg-boes.de) "De lo contrario el caballo se tensará aún más&rdquo".

CÓMO SE HACE: Coloque una barra en el centro del lado largo, en la segunda pista. Pase sobre ella a velocidad uniforme, primero al paso, luego al trote y al galope. Pequeño consejo: lleve el ritmo contando en voz alta, al trote por ejemplo “1-2-1-2”. Los caballos se desplazan con una velocidad más uniforme cuando avanzan en línea recta. Si su caballo se precipita, aproxímese a la barra describiendo un círculo central; las trayectorias curvas frenan a los caballos inquietos.

¿LE HA SABIDO A POCO? Si su caballo pasa sobre la barra manteniendo el ritmo puede añadir más barras. Procure que haya una distancia adecuada entre ellas. "Si el caballo debe alargar los pasos, la distancia de separación deberá ser mayor. Si desea mejorar la resistencia, necesitará emplear distancias menores&rdquo" , explica Jörg Bös.

Publicidad

4) AVANZAR CONSCIENTEMENTE CASCO A CASCO

Su caballo debe pasar un casco tras otro sobre la barra.

QUÉ APORTA: “Este ejercicio mejora la capacidad del caballo para percibir su propio cuerpo”, explica la instructora Lisa Kittler (www.ganzheitliche-pferdegymnastizierung.de). Y eso ayuda a mejorar el desarrollo de todos los movimientos.

CÓMO SE HACE: Necesita una fusta y una cabezada con cuerda o una cabezada con serreta y cuerda. Coloque una barra junto al punto de círculo (punto de referencia situado en el lado largo, a 10 metros desde la esquina del cuadrilongo). Aproxime su caballo a la barra y deténgalo justo delante de ella. Deslice la fusta por el cuerpo del animal con movimientos largos, sobre todo por las patas delanteras. Eso tranquiliza a los caballos inquietos e intensifica la sensibilidad para percibir el propio cuerpo. A continuación dé un toque en la pata delantera más próxima a la barra. Si el caballo levanta la mano, póngase en marcha. Procure no generar mucha presión corporal, así podrá detener más fácilmente al animal en cuanto haya pasado la mano sobre la barra. Para ello déle una orden verbal como “¡alto!” y gírese hacia su cabeza. Eso limita visualmente al caballo.

Espere unos instantes en esa posición, a continuación haga que el caballo desplace la otra mano siguiendo el mismo principio. Proceda de la misma manera con las patas traseras. ¿LE HA SABIDO A POCO? Si el ejercicio sale bien puede ir aumentando poco a poco la distancia que le separa de su cuadrúpedo hasta que consiga hacer el ejercicio a la cuerda. Cuanto mayor sea la distancia de separación, más difícil resultará esta práctica.

5) RELAJACIÓN SELECTIVA

El caballo debe aprender a relajarse en la barra.

QUÉ APORTA: Este ejercicio hace que su caballo se vuelva más atento y sensible ante las ayudas del jinete. “Además, el caballo aprende a superar obstáculos de forma relajada”, explica el entrenador de trail Sebastian Nolewajka (www.heidehorsetrail.de). Es perfecto para caballos que se ponen nerviosos con facilidad.

CÓMO SE HACE: Coloque la barra en el centro de la pista. Para empezar haga que su caballo se relaje durante unos dos minutos parado sobre la barra. A continuación pase sobre ella y comience la fase de trabajo. Monte, por ejemplo, pasos laterales, diferentes velocidades al trote o transiciones trote/galope. Al cabo de un par de minutos regrese a la barra y deje que su caballo vuelva a relajarse sobre ella durante dos minutos. Repita unas cuantas veces esta secuencia de pausa de descanso y trabajo. Así su caballo aprenderá a percibir la barra como un lugar de reposo. Se dará cuenta de que después de atravesarla toca esforzarse. Al cabo de unas cuantas repeticiones ralentizará por sí mismo la velocidad sobre la barra o incluso llegará a detenerse.

¿;LE HA SABIDO A POCO? Si su caballo ha entendido el principio de este ejercicio puede incluir obstáculos más complicados: así convertirá abrevaderos, pendientes o pasos estrechos en lugares de calma.

Una barra, seis efectos

Una barra, seis efectos
Publicidad

6) AVANCE DE LADO Y MEDIA VUELTA

Combine el avance lateral y la media vuelta en la barra.

QUÉ APORTA: La entrenadora de doma western, Linda Leckebusch-Stark (www.leckebusch.com) recomienda este ejercicio como medida de control. “El jinete nota enseguida con qué precisión reacciona su caballo ante las ayudas”. Además, también puede pulir su forma de dar esas ayudas.

CÓMO SE HACE: Coloque la barra en el centro de la pista. Cabalgue hacia ella; a continuación deténgase aproximadamente en el centro, con una de distancia de separación de un metro y un ángulo de 90 grados (ver gráfico superior). Luego haga que su caballo avance lateralmente. Procure que se mantenga enderezado. Cuando llegue al extremo de la barra, haga que el caballo describa una media vuelta en torno al tercio delantero, a continuación deténgase unos instantes. Ahora usted está al otro lado de la barra. Su caballo debe volver a desplazarse lateralmente a lo largo de ella con cesión a la pierna. Repita el ejercicio en sentido contrario. ¿A su caballo le resulta difícil avanzar de lado? Permítale hacer una breve pausa después de dar unos cuantos pasos.

¿LE HA SABIDO A POCO? Modifique el ejercicio haciendo que su caballo avance lateralmente con la cola en dirección a la barra. En lugar de una media vuelta en torno al tercio delantero describa ahora una media vuelta en torno al tercio trasero. Los expertos pueden variar los pasos laterales alternando travers, renvers y espalda adentro.

Fuente: Ecuestre
Texto: Marlene Weiblen 
Fotos: Lisa Rädlein
Traducción: Elena Sánchez

Publicidad
Te recomendamos

En My Horseback View también tenemos algunos propósitos para 2019 y queremos comparti...

¿Se acercan las Navidades y no sabes que regalar? Si son unos amantes de los caballos...

Estos son los contenidos del número 430 de Ecuestre, que ya puedes adquirir en papel ...

¿Sabéis que en Netflix hay películas y series de temática ecuestre? Echa un ojo a est...

Vídeo de las instalaciones del Sevilla Horse Tour. El circuito sevillano arrancó su p...