Levantado el embargo de “Girasol”, de Morgan Barbançon

El embargo de “Girasol”, de Morgan Barbançon, ha sido levantado. Una posible falsedad documental en las facturas de la clínica por consejo de su abogado estaba detrás de la acción contra la yegua de la amazona española.
-
Levantado el embargo de “Girasol”, de Morgan Barbançon
Levantado el embargo de “Girasol”, de Morgan Barbançon

El origen de este embargo, como informábamos hace dos semanas, estaría en una supuesta deuda de 40.000 euros a la clínica veterinaria Domäne Karthause (Dulmen, Alemania) por unas facturas que, sin embargo, han sido probablemente inventadas por la clínica del veterinario Victor Baltus por recomendación de su abogado holandés, Stephan Wensing. La familia Barbançon ha llegado a un acuerdo con la clínica para que el embargo se levante y actualmente estudia posteriores acciones legales, presentando una demanda por falsedad documental ante las autoridades.
Limpiado el nombre de la amazona española, la familia Barbançon ha anunciado que no hará declaraciones hasta después del CDI de Doha, del 2 al 4 de marzo, y se remite al comunicado emitido por su abogado, que traducimos a continuación de su original inglés:

COMUNICADO:

"El 30 de enero de 2017 la Clínica Veterinaria alemana del Doctor Victor Baltus, contraviniendo la ley y sin notificación previa, embargó el caballo de Grand Prix “Girasol”, de Morgan Barbançon, argumentado que Barbançon debía una importante cantidad de dinero a la clínica.
Sin embargo, Barbançon no debe ni un céntimo a la clínica y nunca lo hizo.
Los documentos del embargo contienen facturas de la clínica a nombre de Barbançon. Barbançon no conoce esas facturas. La clínica no ha enviado nunca facturas a Barbançon. Parece que es lo más probable que se haya producido una falsificación de documentos por la clínica o en su nombre. Las nuevas facturas se han realizado con posterioridad, esta vez a nombre de Barbançon.
La clínica informó el 7 de febrero por teléfono al padre de Morgan Barbançon de que las facturas habían sido elaboradas a nombre de Barbançon por consejo de su abogado, Mr (Stephen) Wensing, para poder embargar el caballo “Girasol” en Holanda.
Las facturas originales se realizaron a nombre de uno de los esponsors de Barbançon. Aparentemente fue una maniobra secreta para intentar un recurso desde Holanda con el pretexto de que Barbançon estaba en deuda con la clínica.
Recientemente, con la mediación del padre de (Morgan) Barbançon, se ha llegado a un acuerdo con la clínica y el embargo de “Girasol” ya se ha levantado. La familia Barbançon considera ahora presentar una declaración de falsedad documental ante las autoridades".

Te recomendamos

En ocasiones, salir de la cuadra puede suponer un riesgo. Por ello, hablo de algunas ...

Conoce los contenidos del número 432 de Ecuestre, que ya puedes conseguir en tus kios...

¿Cómo se os da lo de trenzar a vuestro caballo? Hablamos con Miriam Luque, trenzadora...

¿Mantilla o Sudadero? ¿Pechopetral o Martingala? ¿Salvacruz o Salvadorso? Estos nombr...

Tengo tres o cuatro pares de breeches que me encantan y, en este post, hago review de...